Noticia

Comparte

13 septiembre, 2020

Pujols conecta jonrón 660 y empata con Willie Mays; Alec Mills lanza juego sin hit

En la historia de las Grandes Ligas, ahora sólo hay cuatro jugadores que han bateado más jonrones que el dominicano y slugger de los Angelinos, Albert Pujols, quien conectó el domingo el bambinazo 660 de su carrera para igualar en el quinto lugar al miembro del Salón de la Fama y leyenda de los Gigantes, Willie Mays.

El batazo histórico de Pujols llegó en un momento clave, pues el cañonazo de dos carreras contra el también dominicano Carlos Estévez en el octavo inning le dio ventaja de 4-3 a los Angelinos en Coors Field. Lo bateó en cuenta de 1-1 y la pelota recorrió una distancia proyectada de 402 pies, de acuerdo con Statcast.

El conjunto de los Ángeles terminó ganando ese partido cinco carreras por tres en la jornada del domingo de las Grandes Ligas.

Es otro impresionante hito para Pujols, que ha logrado un sinfín de logros increíbles a lo largo de sus 20 años de carrera, incluyendo llegar a 3,000 hits en el 2018 y pasar recientemente a Alex Rodríguez para hacerse con el segundo tiempo en el listado de por vida de carreras empujadas. Pujols también pasó a Craig Biggio por el quinto puesto de todos los tiempos en dobles con 669 el sábado y ahora es el único miembro del club de los 650 jonrones y los 650 dobles.

A Pujols le tomó un buen tiempo alcanzar a Mays. Bateó el 659 el 4 de agosto tras dar tres jonrones en sus primeros ocho juegos, pero luego se metió en un bache de 22 juegos sin bambinazos hasta el domingo.

Pujols, tres veces ganador del premio Jugador Más Valioso y 10 veces llamado al Juego de Estrellas, sacó 445 cuadrangulares en 11 temporadas con los Cardenales y 215 en nueve años con los Angelinos. Sigue bajo contrato hasta la temporada que viene. Lideró dos veces a la Liga Nacional en jonrones con 47 en 2009 y 42 en 2010. Su tope con los Angelinos es de 40 en el 2015, la última temporada en la que fue al Juego de Estrellas.

Mays disputó 22 temporadas, bateando 646 jonrones para los Gigantes y 14 para los Mets. Muchos consideran que Mays, 24 veces llamado al Juego de Estrellas, es el mejor jugador de posición en la historia del juego y Pujols ha dicho en el pasado lo que significa para él que su nombre se mencione junto a Mays.

Pujols está sólo por detrás de Barry Bonds (762), Hank Aaron (755), Babe Ruth (714) y Rodríguez (696) en el departamento de más jonrones de por vida.

Se ubica segundo en el listado de carreras empujadas con 2,097, sólo por detrás de otro miembro del Salón de la Fama, Aaron, que remolcó 2,297 rayitas en 23 campañas.

El tema de las remolcadas en el libro de récords puede ser un poco confuso. Para empezar, las fletadas no se convirtieron en una estadística oficial hasta 1920, lo que significa que Elias no considera a Babe Ruth ni a Cap Anson como miembros del club de las 2,000 empujadas, aunque en algunos registros se considera que ambos llegaron a dicho umbral al incluir retroactivamente los remolques conseguidos antes de 1920. En esos listados, Ruth está por encima de Pujols con 2214.

——

Mills lanza 1er no-hitter de Cubs desde 2016

Alec Mills dominó sin sobresaltos al lanzar el segundo juego sin hits esta temporada, silenciando a los Cerveceros de Milwaukee para que los Cachorros ganasen el domingo por 12-0. Fue el 16to juego sin hits en la historia de la franquicia de Chicago.

Mills retiró a Jace Peterson – quien reemplazó al estelar toletero de los Cerveceros Chritsian Yelich cerca del final de la paliza – con un rodado de rutina al torpedero Javier Báez con dos outs en el noveno. Báez completó la jugada, y los Cachorros se fueron a saludar a Mills, quitándole el gorro y desgarrándole el uniforme al derecho.

“Sigo sin asimilarlo”, señaló Mills. “Es medio loco, ni siquiera sé cómo celebrarlo. Todo me salió hoy. Será una memoria imborrable”.

Mills (5-3) empleó 114 lanzamientos y no se vio en apuros toda la tarde. El venezolano Avisail García estuvo cerca de descifrarle dos veces, con una línea al derecho en el primero y cuando estuvo a punto de embasarse a piernas tras un rodado al campocorto en el sexto. García pidió de inmediato la revisión, pero los Cerveceros finalmente optaron por no seguir con el reclamo.

Selección de la 22da ronda del draft de 2012 por Kansas City, Mills apenas tenía seis aperturas en las mayores previo a esta a campaña. Pero se ganó un puesto en la rotación por la lesión que marginó a José Quintana.

Mills hubiera enfrentado a García otra vez en el noveno, pero el piloto de Milwaukee Craig Counsell había sacado a García y Yelich con el abultado marcador. Mills ponchó al sustituto de García, Tyrone Taylor, para el segundo out del noveno.

“Eso me sorprendió un poco”, dijo Mills. “Taylor al bate y luego. No entendía porque estaban en el juego”.

Mills totalizó cinco ponches con tres boletos. Sus cinco ponches fueron la menor cantidad en un juego sin hits de los Cachorros desde Ken Holtzman en 1969.

Lucas Giolito, as de los Medias Blancas de Chicago, fue el autor del otro juego sin hits de la actual campaña, haciéndolo ante los Piratas el 15 de agosto.

Por los Cachorros, Báez de 5-1, dos anotadas y el también boricua Víctor Caratini de 4-2, dos anotadas y tres impulsadas. El venezolano Willson Contreras de 5-1.

Por los Cerveceros, García de 3-0 y el también venezolano Orlando Arcia de 3-0.

——-

Doble oportuno de Gleyber elevó a Yankees

El estelar jugador Gleyber Torres remolcó dos carreras con un doblete con dos outs en la octava y los Yanquis de Nueva York derrotaron el domingo 3-1 a los Orioles de Baltimore el domingo para completar la barrida en la serie de cuatro partidos.

Los Yanquis han ganado cinco encuentros seguidos y abrieron ventaja de 5 juegos y medio sobre los Orioles en la pelea por el octavo y último puesto a la postemporada de la Liga Americana. Nueva York perdió tres de cuatro duelos la semana pasada en Baltimore, pero superó en carreras a los Orioles 21-3 este fin de semana.

Dillon Tate (1-1) permitió sencillos a Aaron Hicks y Clint Frazier antes de que Baltimore llamara al lanzador derecho Tanner Scott. Torres bateó por el zurdo Brett Gardner y conectó un lanzamiento en cuenta de 1-0 a la franja de advertencia del jardín derecho-central.

Baltimore perdió su quinto duelo consecutivo después de que había ganado seis de ocho para volver a estar en la pelea. También se trató de la décima derrota de los Orioles en el estadio de los Yanquis.

El zurdo de los Yanquis J.A Happ permitió una carrera y cinco imparables en cinco entradas. John Means de Baltimore toleró una carrera y cinco hits en seis entradas para empatar su salida más larga de la temporada.

Por los Orioles, el dominicano Hanser Alberto de 4-0, su compatriota Pedro Severino de 3-0. El cubano José Iglesias de 4-1. El venezolano Renato Núnez de 4-2 con una anotada y una remolcada.

Por los Yanquis, los dominicanos Miguel Andújar de 3-2, Gary Sánchez de 3-0. Los venezolanos Torres de 1-1 con dos impulsadas; Thairo Estrada de 3-0.

——-

El Mago anotó desde segunda con elevado

El tercera base de los Cerveceros, Eric Sogard, aprendió una valiosa lección la tarde del domingo: nunca te descuides con El Mago.

En la quinta entrada del juego en Miller Park, el campocorto de los Cachorros, el puertorriqueño Javier Báez, hizo otra de las suyas en las bases, anotando desde segunda base con un elevado de sacrificio. No se trató de un caso de velocidad pura por parte de Báez, sino de pensar rápido cuando se dio cuenta de que nadie lo estaba viendo.

Báez estaba en segunda y Kyle Schwarber en tercera cuando Jason Kipnis conectó un elevado hacia el jardín izquierdo ante J.P. Feyereisen. Schwarber pisó tercera y anotó y Báez avanzó hasta la antesala, donde Sogard recibió el tiro de Christian Yelich.

Luego de deslizarse en tercera y levantarse, Báez se quedó viendo a Sogard. Los árbitros no habían cantado tiempo, por lo que la pelota estaba todavía viva. Sogard perdió momentáneamente el tiro de Yelich, caminó para recuperar la pelota y luego se la lanzó al segunda Keston Hiura para apelar porque creía que Báez había salido antes de tiempo con el elevado de Kipnis.

Tan pronto Sogard soltó la pelota, Báez se fue corriendo hacia el plato. Cuando el tiro de Hiura llegó a la mascota de Jacob Nottingham, Báez ya había anotado la séptima carrera de los Cachorros. El manager de los Cerveceros, Craig Counsell, saltó inmediatamente a reclamar, lo que desencadenó en su expulsión.