Noticia

Comparte

24 febrero, 2013

Mao, Boca Chica, Licey y Baní, firmes softbol

SANTO DOMINGO. Los combinados masculinos de Mao, Boca Chica y Licey hicieron prevalecer sus ofensivas y los femeninos de San Pedro de Macorís y Galván atravesaron por divisiones de honores para avanzar a la próxima fase de la copa Juan Pablo Duarte de Softbol Chata Intermunicipal que organiza la Federación Dominicana de Softbol, con respaldo del Ministerio de Deportes.

Baní, Sánchez y el Distrito Nacional “A” completan la sexteta clasificados masculinos; y entre las damas, Montecristi y el Distrito Nacional A llenan el cupo de cuatro que disputarán las semifinal del certamen cuyos campeones de cada rama se llevarán 100 mil pesos cada uno.

Mao recibió a La  Romana con fuegos artificiales y buen pitcheo, propinándole nocauts de 15 carreras por cinco y 13-3, para lograr su clasificación en el evento que comenzó con 42 equipos varoniles, en honor al bicentenario del nacimiento de Juan Pablo Duarte.

Mayor fue la ofensiva que desplegó Boca Chica en visita a Dajabón, al que despachó por 20-9 y 15-7. Licey de Santiago maltrató a su visita Hato Mayor, primero con una blanqueada 3-0 y luego con paliza 16-6.

Baní pisó fuerte 16-1 en Santiago Rodríguez, lo cual le sirvió para avanzar, ya que en el segundo turno, los locales blanquearon 5-0. Igual pasó con Sánchez, que ganó el primero 7-3, aunque perdió el segundo 5-7 en visita a El Factor de Nagua, que quedó en el camino.

El Distrito Nacional “A” fue el conjunto que la tuvo más difícil para avanzar en varones, cuando dividió honores en San Francisco de Macorís. Los de la provincia Duarte ganaron el primero 9-8, y el Distrito el segundo 7-6. Cada uno anotó y recibió 15 carreras y debió definirse el clasificado por más hits conectados: el Distrito 23 por 21.

Torneo femenino

En la versión para mujeres que comenzó con 32 conjuntos, San Pedro de Macorís tuvo que emplearse a fondo para en su casa avanzar sobre Santiago, al que le ganó el primero 9-4, pero perdió el segundo 7-10. SPM recibió 14 carreras por 17 de las cibaeñas.

Galván (Neyba) pasó con una división de honores en su propio hogar ante San José de Ocoa. Las locales salieron airosas 14-4. En el cierre vencieron las ocoeñas 6-4.

Un poco más fácil le resultó a Montecristi, a pesar de ser visitante en Arenoso (San Francisco de Macorís), donde se impuso 7-3 y 7-1 y logró su cometido.

El Distrito Nacional “A” superó la resistencia de un buen equipo como Samaná, que no pudo sacar mejor provecho de su gran ofensiva. En el estadio de la UASD, las capitalinas se impusieron 8-5 y al cierre por nocaut 12-2.