Noticia

Comparte

26 agosto, 2020

Suspenden partidos de la NBA por tiroteo en Wisconsin

SANTO DOMINGO.- El conjunto de los Bucks de Milwaukee decidieron no jugar el partido cinco de la postemporada contra el combinado de Orlando Magic debido a un tiroteo provocado en la ciudad de Wisconsin, lugar donde está situada originalmente la cancha de Milwaukee.

En ese mismo aspecto, el partido de los Oklahoma Thunders contra los Cohetes de Houston también fue pospuesto por la misma situación.

Con iniciativa total por parte de los Bucks, ambas escuadras se negaron a jugar en protesta firme por el tiroteo del ciudadano Jacob Blake, quien recibió varios disparos por parte de la policía en la localidad de Kenosha, estado de Wisconsin, el pasado domingo.

Toda esta repentina revolución comenzó con los Bucks negándose a salir a la cancha momentos antes del citado juego cinco. El encuentro ante los Magic estaba previsto para las 22 horas (horario España), pero el equipo de Mike Budenholzer se negó a saltar a la cancha en protesta mayúscula y redonda por los recientes hechos sucedidos en Wisconsin, tal como pudieron avanzar Shams Charania.

Recordemos que los Bucks se alojan en el estado de Wisconsin, por lo que el ataque contra Jacob Blake les afectó de manera especial.

Seguimos con la sucesión de movimientos que terminaron con el plantón histórico. Los Magic estaban en ritmo normal de partido. Sin embargo, cuando se enteraron del movimiento de su rival, abandonaron la cancha a la que habían salido a calentar. Faltaban solo unos minutos para que el encuentro comenzara.

A la hora indicada en la que el choque hubiera tenido que iniciarse, ninguno de los dos equipos estaba sobre la cancha. Solo habían comparecido los árbitros. Milwaukee ni siquiera salió del vestuario, pese a que varios representantes de la NBA acudieron hasta el lugar para mediar en el asunto y abogar por la normalidad. Y Orlando sí había hecho ademán de jugar pero después recogió cable y también se declaró en huelga social.

O sea, que la iniciativa había salido de manera total desde el vestuario de los Bucks. Y los Magic, al conocerla, se apuntaron a la protesta.

George Hill, base de los Bucks, confirmó al periodista Marc J. Spears (The Undefeated) la retirada de su equipo: “Estamos cansados de los tiroteos y de las injusticias”, explicó Hill.

Woj añadió que los jugadores de Milwaukee acordaron esta histórica maniobra tras enterarse de los detalles del atentado contra Jacob Blake.