Noticia

Comparte

21 enero, 2019

Rams y Patriots ganan en prórroga y jugarán el Super Bowl LIII

Los Àngeles Rams preparan las maletas para Atlanta. Los New England Patriotstambién. Se dirigen al Super Bowl LIII.

Por primera vez en la historia de la NFL, ambas Finales de Conferencia requirieron del tiempo extra para producir a un ganador. Además, fue la primera ocasión desde la campaña del 2012 que los dos visitantes se llevaron la victoria. De hecho, desde el 2013, los equipos locales se habían llevado todos los enfrentamientos hasta el día de hoy.

Luego de una dramática victoria de tiempo suplementario sobre los New Orleans Saints en el Superdome para conquistar el campeonato de la NFC, los Rams regresan al partido por el título de la NFL por primera ocasión desde la campaña del 2001, cuarta ocasión en que alcanzan la instancia final en la era moderna del juego.

Para los Rams, se trata de un regreso al sitio donde conquistaron su único Super Bowl a la fecha. En aquella ocasión, los entonces St. Louis Rams derrotaron por 23 a 16 a los tenessee Titans en el ya demolido Georgia Dome, en la edición XXXIV del juego grande. El partido se celebrará ahora en el flamante Mercedes-Benz Stadium.

Lo que empezó como un partido que pintaba para paliza a favor de los Saints, terminó cerrándose hacia el último cuarto, con New Orleans y Los Angeles intercambiando goles de campo en los últimos dos minutos del tiempo reglamentario para enviar el partido a la prórroga. En el suplementario, un pase interceptado de Drew Brees por John Johnson III inclinó la balanza definitivamente a favor de los angelinos.

De acuerdo a ESPN Stats & Information, la derrota supone la primera vez que New Orleans perdió un juego en la campaña que iba ganando al medio tiempo. Tenían marca de 9-0 en tales situaciones durante el año.

Fue la primera vez que un equipo visitante se impone en la Ronda de Finales de Conferencia en seis años, en la NFL. De paso, Sean McVay se convertirá –cuando cumpla los 33 años de edad el próximo 24 de enero– en el entrenador en jefe más joven en dirigir en el Super Bowl, superando la marca previa que corresponde a Mike Tomlin, con 36 años.

LOS PATRIOTS

En la otra Conferencia, no faltó el drama. Después de un cuarto periodo que contó con 38 puntos y cuatro cambios de liderato, los Patriots tomaron la primera posesión en la prórroga y recorrieron la totalidad del campo para anotar por vía terrestre con acarreo de 2 yardas de Rex Burkhead para sellar la derrota de los Kansas City Chiefs en Arrowhead.

Para New England, se trata del tercer viaje consecutivo al Super Bowl consecutivo, y undécimo total para la franquicia. Además, se trata del noveno viaje al Super Bowl para la dupla Bill Belichick-Tom Brady, los protagonistas clave de una de las dinastías más dominantes en la historia de la liga, y una que comenzó –irónicamente– batiendo a los Rams en el Super Bowl XXXVI como equipo desfavorecido. Aquel partido se disputó un día 3 de febrero, misma fecha que tendrá el próximo Super Bowl.

El enfrentamiento entre los quarterbacks titulares –Brady y Jared Goff– supondrá la mayor diferencia de edad en la historia del juego, con Brady llegando a sus 41 años, y Goff a sus 24. Además, se trató del tercer partido de postemporada en playoffs en la carrera de Brady, todos triunfos.

Otro dato curioso: se trata de la primera ocasión en que los equipos de las mismas ciudades/áreas metropolitanas se medirán en el Super Bowl luego de disputar la Serie Mundial, después de que los Boston Red Sox se impusieran a Los Angeles Dodgers por cuatro juegos a uno en otoño pasado.

Noticias más leídas