Noticia

Comparte

15 agosto, 2013

RD cayó 4-0 ante Costa Rica en amistoso fútbol

SANTO DOMINGO. La selección de Costa Rica demostró su poderío frente a la dominicana al superarla cuatro goles por cero ante unas seis mil personas que se dieron cita anoche al estadio Quisqueya. Celso Borges, con dos goles llevó la voz cantante por el ataque costarricense.

Su excelsa labor fue complementada por Pablo Herrera y Mauricio Castillo, quienes también perforaron la portería local.

A pesar del entusiasmo colectivo de la selección dominicana, Costa Rica mantuvo la posesión del balón durante la mayor parte del tiempo .

El portero dominicano Miguel Lloyd, que pertenece al Árabe Unido de Panamá, tuvo una participación destacada ya que intervino en más de una ocasión para mantener la portería a salvó. De no ser por su calidad la diferencia en el marcador hubiera sido mucho mayor.

La oportunidad más importante para Dominicana llegó en el minuto 27 cuando Faña asistió con un gran pase a Kerbi Rodríguez, quien se coló por el lado izquierdo y casi logra anotar con un tiro que salió desviado por el lado derecho de la portería que defendía el cancerbero de Costa Rica.

A pesar de la superioridad notable de los ticos, la selección dominicana logró llegar con el cero en el marcador al entretiempo del partido.

Con una actuación notable de el defensa central Cayetano Bonnin, jugador del Valencia de España, y de Heinz Barmettler, jugador del Real Valladolid.

Costa Rica inició el segundo tiempo con mucha más intensidad que el equipo dominicano y en el minuto 48 Bryan Ruiz madrugó a la defensa dominicana cuando filtro un pase por el lado derecho para Celso Borges que con dos toques, uno para acomodarse y el otro para disparar, metió la pelota junto al palo derecho para vencer al arquero quisqueyano Miguel Lloyd.

A partir de ahí todo fue Costa Rica que siguió controlando el balón y el partido.

El segundo gol lo convirtió Celso Borges nuevamente en el minuto 58.

La superioridad física y técnica del combinado tico se notó más en el último cuarto del partido cuando ya el seleccionado dominicano no tenía más físico para seguir.