Noticia

Comparte

26 septiembre, 2019

Nigel Benn, ex campeón mundial, regresa al ring a los 55 años

LONDRES. AP. El ex campeón de boxeo de peso mediano, Nigel Benn, está  de regreso al ring a la edad de 55 años para una pelea única, diciendo que quiere “cerrar” una carrera arruinada por el abuso de drogas, la depresión y la muerte de su hermano.

Benn, quien no ha peleado profesionalmente desde 1996, se enfrentará a Sakio Bika, de 40 años, en Birmingham el 23 de noviembre.

“Ha tardado mucho en llegar”, dijo Benn, cuyo apodo de boxeo era “Dark Destroyer”.

“Esta pelea se trata de mí”, dijo. “No fue algo financiero. Siempre se trató del cierre que quería y que nunca tuve”.

Hablando en una conferencia de prensa en su ciudad natal de Londres, Benn dijo que se encuentra en la mejor condición física de su vida y se comparó con Benjamin Button, el personaje creado por F. Scott Fitzgerald que envejece en reversa.

“Siento que ahora es el momento. La gente puede decir, ‘tienes 55 años’. No tiene nada que ver con la edad”, indicó Benn. “Ahora estoy más en forma que cuando era campeón mundial. No es el ‘Dark Destroyer’ porque todo lo que es sinónimo de ese nombre no es quién soy. Ahora es Nigel ‘Benjamin Button’ Benn: cuanto más viejo me hago, más en forma estoy, y lo digo al 100%. Estoy muy en forma”.

La pelea con Bika, un ex campeón súper mediano del CMB, tendrá licencia de la Autoridad de Boxeo Británica e Irlandesa (BIBA), en lugar de la Junta de Control del Boxeo Británico.

El director médico de BIBA dijo que Benn está lo suficientemente en forma como para regresar al ring.

“Las pruebas que hemos realizado hasta la fecha en Nigel Benn indican que su edad fisiológica es al menos 15 años menor que su edad cronológica”, dijo el profesor Michael Graham. “Eso es análisis de sangre científicos, resonancias magnéticas, función cognitiva, grasa corporal, etc.

“Si nos fijamos en algunos de los otros boxeadores que han sido sancionados por otras juntas sancionadoras y han otorgado licencias, Nigel es ciertamente más apto, si no más apto, que la mayoría de ellos. Sin duda, el boxeador de 55 años más apto del planeta”.

Benn dijo que cargó la muerte de su hermano a través de su vida adulta, lo que lo llevó a la drogadicción y la depresión. Dijo que tuvo pensamientos suicidas después de su última pelea, una derrota ante el irlandés Steve Collins en una pelea por el título súper mediano de la OMB.

Benn reclamó el título de peso medio de la OMB en 1990 y ostentó el título de peso súper mediano del CMB de 1992-96.

Noticias más leídas